Ford demuestra el nivel de personalización que puede lograr un Bronco por medio de un prototipo más: el Bronco Riptide.

Siguiendo los pasos de los conceptos Bronco OG y Bronco + Filson Wildland Fire Rig, este proyecto fue creado para disfrutar al máximo los viajes gracias a las adecuaciones efectuadas en la carrocería.

Ford Bronco Riptide Concept, un SUV con tuning de fábrica

Como parte de su proceso de transformación, el Bronco Riptide reemplaza el techo y las puertas por soportes tubulares. Sin duda alguna con este tratamiento, la apariencia es idéntica al Jeep Wrangler.

Además, contiene accesorios disponibles al público, como es la capota de malla, el portabicicletas, la barra de iluminación LED, las luces montadas en los espejos y la defensa delantera de acero.

Ford Bronco Riptide Concept, un SUV con tuning de fábrica

Al dejar al descubierto el interior, se logró que los asientos estén forrados con vinil de grado marino y el piso de plástico.

Debido a que este concepto toma como base la versión cuatro puertas con el paquete Sasquatch, equipa neumáticos todoterreno 35 pulgadas montados en rines de 17 pulgadas con beadlock, ejes Dana delanteros y traseros con bloqueo, un sistema de suspensión con amortiguadores de largo recorrido y el sistema Bronco Terrain Management con siete modos de manejo.

Ford Bronco Riptide Concept, un SUV con tuning de fábrica

  • Está accionado por un motor EcoBoost V6 de 2.7 litros que entrega aproximadamente 310 hp y 400 libras-pie de torque.
  • Equipa una transmisión automática de 10 velocidades y un sistema 4×4 avanzado de 2 velocidades.